INSCRIBITE A NUESTRO TORNEO DE AMIGOS VIP



Nombre del Torneo VIP: Planeta Gran DT Oficial

Nombre del Dueño:
Gabriel


Apellido del Dueño:
Hernando



PREMIOS GRAN DT PRIMERA DIVISIÓN 2016/2017


En la fecha:
5 pines al 1ro, 4 al 2do, 3 al 3ro, 2 al 4to y 1 al 5to.


Campeón del Torneo:
$350.



PREMIOS GRAN DT FÚTBOL 5


En la fecha:
1 pin para el 1ro, 2do, 3ro, 4to y 5to.


Campeón del Torneo:
$150.


¿¿¿CÓMO ME INSCRIBO AL TORNEO???

Countdown Image
Para poder armar tu equipo de Gran DT Primera División 2016 - 2 faltan:
 
Más Info:
* Desde el Viernes 26 de Agosto se podrán armar los equipos.
* Desde la fecha 2 empezás a sumar puntos en tu equipo de Primera División.
* El Viernes 26 de Agosto sale el suplemento gratis con Clarín.
* Desde la fecha 2 empezás a sumar puntos en tu equipo de Fútbol 5.
* Finaliza en la fecha 14. Y en 2017 habría una nueva edición.
* El Pack Premium aumentó su precio. Ahora costará $180.
* Precios de los otros packs: 35 pines $135, 20 pines $95, 12 pines $60 y 1 pin $5,60.
* Tres nuevas tácticas. A las ya conocidas se suman las: 5-3-2, 3-5-2 y 4-5-1.
* Los premios de la fecha seguirán siendo los mismos.
* El campeón del torneo gana un viaje a España con tres amigos.
* El campeón del Fútbol 5 gana un Smart TV HD 42" y una consola de juegos.
* Armá tus Mini Ligas desde el 26 de Agosto y empezá a competir desde la fecha 3.
* Los premios de las Mini Ligas seguirán siendo los mismos.
* Las Estrellas Internacionales llegan a Gran DT (la vieja Legión Extranjera).

jueves, 27 de noviembre de 2014

Huracán Campeón Copa Argentina 2013/2014

EN SAN JUAN, VENCIÓ 5-4 EN DRAMÁTICO DESEMPATE POR PENALES A ROSARIO CENTRAL, LUEGO DE 14 REMATES.
Sí, Huracán campeón
Luego de 41 años de sequía y frustraciones, conquistó la Copa Argentina. Superó a Central en los penales. Marcos Díaz fue la gran figura de un equipo que le ganó a todo.
Así es la vida de caprichosa, escribió el poeta. Primero da la espina, después la rosa. Si sabrá de sufrimientos el viejo Huracán como para que ahora sí se suba a lo más alto de la cresta de esta ola y sepulte 41 años sin gritar campeón. Los viejos y los jóvenes andarán juntos por las calles de Pompeya, gritando a los cuatro vientos que no hay mal que dure 100 años ni cuerpo que los resista. Huracán, este Huracán le ganó a todo. A sus propios fantasmas, a los rivales y sobre todo a esa perversa creencia de que no se podía.

La primera sorpresa que entregó la etapa inicial abollada, mustia, sin nada de la intensidad que se supone es ingrediente esencial en una final, es lo flojito que jugó Central. Salvo que Miguel Russo o alguien cercano al cuerpo técnico explicara algo diferente, el equipo rosarino tomó la etapa inicial como para desgastarlo a Huracán, apostando a que en algún tramo del juego tuviera gravitación el enorme gasto de energías que el Globito hizo apenas 72 horas atrás.

Huracán, por su parte, no fue menos que su oponente, con la presencia de Vismara en las cercanías al círculo central más algunas diabluras del Pity Martínez, con absoluta libertad para moverse por donde le viniera en ganas o por donde espiara que había filtraciones en la defensa rival. Muy controlado Abila por el implacable colombiano Gómez Andrade, al equipo de Apuzzo depositó las esperanzas en alguna gambeta con futuro de Toranzo más una que otra pelota parada lanzada hacia las cabezas de Mancinelli y Eduardo Domínguez.

Jugaron 45 minutos sin arcos, excepto un lanzamiento de Arano que no conectó Villarruel y un buscapié de Delgado que no alcanzaron Niell ni Valencia. En la reanudación, Russo optó por el Chuky Carrizo por el livianísimo Becker. Y pasados los 20 minutos, el DT tomó una decisión de altísimo riesgo: Abreu, con una distensión en el sóleo, reemplazó a Valencia, amplio perdedor en la batalla contra Erramuspe-Domínguez. La respuesta de Apuzzo fue refrescar el medio con Gallegos e imaginar una réplica fulminante de Torassa, que entró por Espinoza.

Andaba el partido encajado en el barro de los cuidados intensivos de ambos, cuando Wanchope se liberó por primera vez de Gómez Andrade y Caranta le tapó con las piernas la jugada más clara de gol de toda la noche. Porque Central terminó haciendo del centro un modo de vida, confiando que entre Abreu y Niell (Correa, después) solucionarían una alarmante falta de generación de juego. En verdad, algunos jugadores como Becker, Encina y Barrientos hasta lucieron incapaces de hacer dos pases seguidos. Por todo esto, Marcos Díaz empezó a trabajar recién en la definición por penales.

Porque hacia allí se encaminó el partido. Irremediablemente. Como si Central y Huracán hubieran entregado lo mejor de sus posibilidades la semana pasada, cuando uno goleó impiadosamente a Argentinos y el otro no sólo eliminó a Atlético de Rafaela sino que produjo una excelente media hora final. Anoche, en cambio, terminaron presos de algunos temores, bastante dificultad para cerrar la Copa Argentina con al menos una parte de las virtudes que los habían traído hasta San Juan.

Hasta que Marcos Díaz puso las manos en el disparo de Encina y terminó dando vuelta una tortilla que cuando falló Abila parecía cocinada. Así, Huracán gritó campeón. Ahora lo espera la Copa Libertadores y un ascenso que no se debiera demorar.


Definición por tiros desde el punto penal: Rosario Central 4 (convirtieron Fernando Barrientos, Rafael Delgado, Sebastián Abreu y Javier Correa; Paulo Ferrari desvió su tiro; Marcos Díaz contuvo los remates de Mauricio Caranta y Hernán Encina); Huracán 5 (anotaron Eduardo Domínguez, Rodrigo Erramuspe, Agustín Torassa, Carlos Arano y Federico Mancinelli; Mauricio Caranta atajó el disparo de Gonzalo Martínez; Ramón Ábila erró su penal).


Felicitaciones Globito!!!


© Copyright 2009-2016 | Planeta Gran DT 2016 | Lincoln, Buenos Aires, Argentina | Todos los derechos reservados | Plantilla diseñada por Pozo+10™